lunes, 18 de enero de 2016

Número de celular


I.


Aquella noche de octubre morí
Aquella noche de octubre fue un suicidio
Aquella noche de octubre destruí todo lo construido
Aquella noche de octubre caí al Hades
Aquella noche de octubre sentí como cada parte de mi cuerpo era carcomido por el fracaso
Aquella noche de octubre entendí que no te sabía amar
Aquella noche de octubre me sofoque en lágrimas ante tu expulsión de mi vida
Aquella noche de octubre no hubo té que diera sabor mi garganta asqueada por el desamor



       
...
Pero   ...





II.


Llego la tarde de enero y resucite
Llego la tarde de enero y volví a sentir
Llego la tarde de enero y fui rescatado por ti
Llego la tarde de enero y el Edén me reabrió las puertas
Llego la tarde de enero y comprendí que el amor no muere, solo muta
Llego la tarde de enero y aprendí nuevamente de ti
Llego la tarde de enero y con ella tu compresión
Llego la tarde de enero y volví a sonreír 

          
...
Yo pensaba decir     ...





III.


Comencemos desde cero arriesgando a deshacer un caminar juntos
Comencemos desde cero arriesgando a olvidar nuestras historias
Comencemos desde cero arriesgando a hipotecar los buenos momentos que me impulsan estar junto a ti
Comencemos desde cero arriesgando a negar los malos momentos que me ayudan a mejorar para ti
Comencemos desde cero arriesgando a no escuchar tus palabras de amorosa comprensión
Comencemos desde cero arriesgando a no reír por las muchas veces que hemos vuelto a comenzar
Comencemos desde cero arriesgando a no oxigenar las heridas de octubre
Comencemos desde cero arriesgando a no disfrutar que ya tenemos más de doce comienzos y quizás disfrutamos de renacer constantemente



             

IV.

Como siempre hay muchas palabras para decir una en puntual
Te quiero
Te extraño
Te necesito
Te admiro
Te anhelo
Y sobre todo para pedirTE tu número de celular que borré